Sarah De La Cruz, administradora de empresas y Jorge Comprés, ingeniero civil, dos jóvenes emprendedores que a raíz de su MBA en Barna Business School comenzaron su propio negocio.

¿A quién le gustaba la cocina?

JC. A ella.

SDC. Realmente todo empezó por querer emprender. Al terminar el MBA ambos queríamos tener un negocio propio, a mí me gusta la cocina y entonces decidimos llevar este negocio a cabo.

Yo pensaba que esto era un proyecto que había nacido en BARNA, como plan de negocios.

JC. Claro. Este fue el plan de negocios de BARNA. Al principio fue solo eso pero luego nos fuimos enamorando del plan y del proyecto y aquí estamos.

SDC. Realmente nos vimos ya en el momento de hacer el plan de empresa, terminando la maestría, y entonces ambos dijimos: si vamos a hacerlo, vamos a hacer algo que pueda ser real. Entonces tratamos de buscar todo lo más exacto posible, los datos lo más real posible y entonces vimos que fue una buena idea y que el plan tuvo unos resultados muy positivos.

¿Cuáles fueron las fases mas importantes del proyecto, donde se dieron cuenta que sí valía la pena hacer el proyecto real, en qué momento se dieron cuenta?

JC. Fueron varias partes. Nos ayudaron mucho los profesores de la institución. Su guía nos permitió ver la viabilidad del proyecto, enamorarnos de la idea y dar este paso que no es para nada fácil.  

¿De dónde viene Nocciola?

JC. Nocciola significa avellana, en italiano. Quisimos combinar parte de la avellana de la nutela con lo italiano, que es la misma nutela. Entonces después de muchos nombres, ese fue el que más nos gustó y el que vimos que más se adaptaba a lo que queríamos.

Por último: ¿Qué les dejó BARNA ?

SDC. Barna Business School me permitió tomar la decisión de poner un negocio propio y de tener la capacidad para hacerlo. Aprender a manejar cada uno de los factores que involucran el proceso de esta empresa, verla 360 grados. 

JC. Barna me ayudó a conocer lo que son las empresas en si. Me gustó mucho el método del caso, eso me ayudó a abrir la mente y a conocer situaciones de otras empresas, que al final, uno trata de imitarla o no llegar a eso. Al final fueron dos años en los que vimos casos y casos y casos, y eso nos ayudó a discernir para saber tomar decisiones. Adicional fue un aliado para poder desarrollar lo que tenemos ahora. Nosotros salimos de Barna y fue directamente a ejecutar el proyecto. Usualmente una persona cuando está preparando un plan de empresa, cuando va a emprender una empresa, dura mucho tiempo buscando cómo hacerlo y BARNA fue un apoyo total, desde la parte financiera, mercadológica y de dirección, que es lo más importante para nosotros.

Un mensaje a un profesor te haya marcado.

SDC. El profesor Fernando Barrero, con temas de emprendimiento. Realmente esa clase nos marcó a ambos. Igual Rodolfo Hollander, quien estuvo detrás de nosotros abriéndonos los ojos, ayudándonos, preparándonos, facilitándonos el proceso. Teníamos un gran apoyo de todos ellos, Santiago Bernal, porque podíamos consultar con el cualquier duda que teníamos del plan y eso nos ayudó muchísimo a hacerlo real.

JC. Óscar Calderón, quien nos ayudó en la parte de mercadeo. Uno de los éxitos de Nocciola ha sido cómo se lanzó y básicamente fue con la ayuda de Óscar. Fueron muchas horas las que estuve con él en su oficina viendo cómo íbamos a lanzar esto.